El que pone el pecho

«No es el crítico quien cuenta; no es aquel que señala cómo los seres íntegros tropiezan, o donde pudo el realizador mejorar sus acciones. El crédito pertenece a quien pone el pecho, aquel cuyo rostro se embadurna de polvo y sudor y sangre; aquel que persevera con valentía; aquel que hierra; aquel que fracasa una y otra vez, porque no hay esfuerzo sin error ni fracaso; pero sí aquel que de hecho se esfuerza por cumplir su cometido; aquel que conoce el entusiasmo desmesurado, la gran devoción; aquel que se desgasta en causas dignas; aquel en cuyo mejor de los casos reconoce el triunfo del gran logro, y en cuyo peor, si fracasa, al menos fracasa atreviéndose generosamente, como para que su lugar nunca quede con aquellas frías y tímidas almas que ni conocen la victoria ni la derrota».

—Theodore Roosevelt

¡Que disfruten todos de una gran semana!

Anuncios

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s